viernes, enero 15, 2010

De Jodidez Pre - Electoral...

Seven Readers!!!...

No sé ustedes, pero a mi me parece que la cuesta de Enero de este 2010 es una de las más complicadas por las que he pasado. Voy al súper y me gasto mis últimos 200 pesos en un par de cajas de cereal y un bote de yougurth. De aquí a la siguiente quincena esa será mi cena de todos los días. Miro a mi refrigerador y además de los enseres mencionados anteriormente, lo único que queda es media botella de Coca Light y un paquete de galletas marías, y entonces pienso: Bienvenidos a la realidad del México de la ex clase media.
Pero al menos tengo el lujo de tener algo para comer.
No puedo imaginar como le están haciendo los millones de mexicanos que viven en una pobreza extrema. Supongo que escriben sus páginas de gloria en este país bicentenario, al sobrevivir con lo que sea luego de la cascada de aumentos en precios e impuestos que nos recetó el "trabajador" gobierno panista de Felipe Calderón. La lucha por la supervivencia en la tragicomedia mexicana se está convirtiendo algo épico, algo que - como ya he escrito - es completamente ajeno al país en el que vive el Presidente y su inútil Gymboree.




Pero no sólo es el presidente el que parece estar en un permanente lapsus que le dibuja un país diferente, gran parte de nuestra población también parece estar lejos de Ticul, Tepito, Cuatla o Uruapan. Solo así se explica que estemos considerados como el 5to. país más feliz del planeta, a pesar de las circunstancias.
En el ácido e inteligente Ego Sum Qui Sum, se maneja una interesante teoría al respecto: somos adictos a la jodidez, disfrutamos de la misma y la toleramos de manera estoica al grado que la felicidad nos embarga a pesar de lo jodido que estamos. Interesante planteamiento y con el que estoy de acuerdo, especialmente cuando afirma que "hay que enseñar a la gente que no tiene que soportar la jodidez, de ningún tipo ni de ningún tamaño. Solo entonces podemos esperar algún cambio". Cierto, y esa enseñanza también tiene tintes épicos, porque hemos vivido realmente engañados por muchos años en el sentido de que tenemos el mejor país del mundo (miren los Spots de Televisa de las "Estrellas del Bicentenario" y dirán: bendito México, es bueno vivir en esta espectacular maravilla a pesar de estar jodidos), ese que eternamente está a punto de salir de su jodido estado para entrar al club de los países desarrollados. Y mucha gente está plenamente convencida de que así es, por ende aceptan su condición de jodidos y son felices con la misma.
Y solo así se explica que alguien piense en depositar un voto en cualquiera de los procesos electorales que tendremos este año en el país. En el caso de Yucatán si uno mira "pre-campañas", solo puede traducirlas como una invitación a votar para seguir en las mismas.
Mirad:




¿Cómo creerle en primera instancia a estos chicos que por su ingenuidad y poco conocimiento de las cosas son utilizados como carne de cañón?, ¿La decisión nos hizo avanzar, a dónde?, ¿Descubrimos la libertad?, ¿La gente manda en Mérida?...ZAZ...si alguien realmente piensa que hemos avanzados, somos libres y auténticos mandatarios, y piensa votar por esta opción: estamos jodidos y felices con permanecer así.
Pero los otros no son muy diferentes...




Pobre chico, utilizado igual como estrategia de marketing electoral. ¿Qué tu cómo quieres a Mérida?, ¿Dinámica?, ¿qué, alguna vez ha existido en la ciudad un dinamismo que no sea clasista?; ¿Con estilo? ¿qué diablos significa eso?, ¿La van a convertir acaso en una sucursal de Houston, llena de franquicias y grandes centros comerciales? o ¿contratarán a Carla Estradapara que le de el Estilo de Sortilegio?. Y...¿quieren a Mérida? Fantástico...todos la queremos, pero eso no es un motivo suficiente para votar por mí, por tí, o por cualquiera. Quien pretenda emitir un voto por esta opción, lo hará porque si quiere a Mérida pero lo que quiere es verla igual, sin cambio, sin diferencias.
Por eso si en el próximo mes de mayo las cifras de votantes son "históricas" en esta ciudad, es porque...somos felices con el status quo que tenemos. Lo triste es que esa felicidad es genuina y producto del constante martilleo al que somos sometidos diariamente para creer que las cosas van por buen camino y que votando por opciones como las dos presentadas anteriormente (que son las únicas que existen: el otro partido está pensando en postular a ese ilustre intelectual mexicano conocido como Pancho Cachondo) tendremos posibilidades de avanzar.
Por supuesto, seguiremos estancados.
Ir en contra de esa corriente para abrir los ojos de la gente resulta, por ende, en una labor casi titánica, pero irrenunciable e importante. Aprovechar cualquier trinchera para hacerlo es una responsabilidad de todo ciudadano que no está conforme con su estado actual y que pretende hacer algo para cambiar las cosas.

Así las cosas hoy viernes...

PS...Lo de Haití es una Tragedia de proporciones apocalípticas. Tragedia que se acrecenta por las terribles carencias de ese país.
Pero cuidado con la banalización del asunto generada por el exceso de información que llega desde el lugar de la tragedia. David Trueba advierte de estoy hoy en el periódico El País:

El peligro que corremos tras la torrentera de imágenes es el de la banalización, el efectismo sin sustancia, el abuso de la emoción, hasta degenerar en la indiferencia. Hay demasiadas pantallas, demasiadas ventanas, para que cualquier suceso no pase a ser carnaza, alimento del morbo y finalmente una vulgaridad. La repetición, la carencia de contexto, pueden pervertir una imagen hasta su vaciado. Ayer se emitían, en bucles sin fin, imágenes demoledoras a espaldas del locutor o la presentadora, como un forillo, un relleno, convirtiendo el horror en un mero elemento decorativo. Esas imágenes, algunas espectaculares, deben tratarse con mimo y cuando no cumplen la función básica para la que fueron tomadas preservarse como un tesoro.


Salud pues......

3 comentarios:

Omega Rodo dijo...

Sobre eso ultimo que escribe David Trueba, me hace recordar lo surrealista que era ver por CNN a una reportera perfectamente vestida y maquillada, mientras a su alrededor habia cuerpos tirados por las calles y cientos de personas sucias y hambrientas.

Ego dijo...

"Rompimos las cadenas de un rojo pasado", eso no tiene precio. De verdad, como siempre, campañas huecas dirigidas a gente conformista. Parece competencia entre un par de rubias bobas... ¡Espera, lo es!

Gracias por el comercial. Próximamente lanzaré mi propia campaña electoral ;)

Sonrojada dijo...

Tu entrada ha sido publicada en facebook por un profesor, y realmente me ha llamado la atención en como de manera tan objetiva logras plasmar en lineas algo tan real, tan crudo y cierto. Yo no tengo muchos conocimientos sobre la politica, pero no es necesario para darse cuenta que el pueblo esta jodido por personas como ellas, que tan solo piensan en su bienestar y no en el del pueblo en general, que si bien es el que los alimenta con los impuestos tan grandes que se les quitan a los trabajadores asalariados; si bien esto es un gran agravio, que hay de todo lo demas? De los "pobres" que piden dinero en las calles? De los presos que tambien mantienen los trabajadores? De todas las injusticias? De cierta forma es una desgracia ser un mexicano que goza de muchos "privilegios" en cuanto a no hacer lo socialmente correcto, porque alguna vez me dijeron que la sociedad es la conciencia del individuo.
Saludos!