martes, diciembre 20, 2005

De un martes sin suerte, El Guille y las Aulas Bíblicas...

Seven Readers!!
Es otra calurosa mañana nublada. Apenas es martes y la semana antes de navidad está pasando muy lentamente. Creo que también es el efecto que la semana previa a mis vacaciones tiene sobre mi y por ello la siento verdaderamente lenta. Eso si, el café, me está poco a poco despavilando y es posible que pueda escribir una o dos cosas coherentes.
Ayer fue la cena navideña del trabajo y como siempre no me saqué nada en la rifa de regalos. En la vida me he ganado algo en una rifa. Anoche por ejemplo, yo tenía el número 103: salieron premiados el 104 y el 102. Era de esperarse. El azar no es precisamente mi mejor compañero. Algunas veces he jugado al Melate, sobre todo cuando las bolsas han alcanzado los 70 u 80 millones de pesos. Niet..nada...ni siquiera un reintegro de la lotería. No pasa nada. Tal vez alguna vez pueda presumir de que gané al menos una corcholata premiada con otro refresco. La neta, se sentiría muy bien...
(Time Out: María Callas acaba de pegar un gritote en el estéreo. Que voz tan impresionante tenía esta mujer...que manera de llegar a los agudos).
El Guille...
Al término del partido entre Toluca y Monterrey, El Guille Franco aseguró ante las cámaras de televisión que "no tenía ninguna duda de que el partido estaba comprado" Al calor de la derrota pueden decirse muchas cosas, y habrá que entender el contexto en el cual el Guille lanzó tales declaraciones. Si bien es cierto que Marco Rodríguez acuchilló al Monterrey, lanzar una acusación de tal naturaleza sin pruebas es muy aventurado. Ojalá que la comisión disciplinaria entienda que el jugador de los rayados estaba molesto y frustrado por la derrota y que la sanción que le aplique sea entendiendo esa situación. Un jugador de la talla del Guille, merece estar presente en el próximo torneo y en el mundial.
¿Biblia en las aulas?...
Todavía sigue el debate en Estados Unidos en torno al diseño inteligente cuando una nueva polémica que tiene que ver con la religión y la educación comienza a presentarse. Ayer MILENIO publicó una nota en la que se comentaba de un nuevo libro de texto que se ha comenzado a incluir, a manera de prueba, en algunas escuelas secundarias. Se trata de un libro titulado La Biblia y Su Influencia. Es un lustroso documento de 387 páginas que "apunta a llenar un vacío mediante la enseñanza de La Biblia, tanto el Viejo como el Nuevo Testamento, de forma no sectaria ni religiosa, como un documento central de la civilización occidental con una profunda influencia en su literatura, arte, cultura y política"
Su autor Chuck Stetson dice que "No se trata de creencias. Se trata de conocimientos decisivos y el conocimiento debe ser parte de nuestras escuelas".
El libro plantea dos cosas en su introducción: "Están por estudiar la Biblia académicamente, no dogmáticamente. En otras palabras, están aprendiendo sobre la Biblia y su rolo en el lenguaje y la cultura. Serán puestos al tanto del contenido religioso de la Biblia, pero no serán presionados para que acepten la religión. Estudiarán religión como está planteada en la Biblia pero no la practicarán".
El trabajo está basado en la traducción de la Biblia conocida como la King James, que es la que se utiliza en la mayoría de las Iglesias Protestantes de habla Inglesa.
Estamos pues ante una cuestión que presenta varias vertientes. Por un lado es innegable que la Biblia ha tenido una influencia tanto negativa como positiva en la civilización occidental. Una verdadera enseñanza académica de la misma, debe hacer enfásis en ambas vertientes. Puede hablarse de la Biblia como inspiradora de grandes obras literarias como la Divina Comedia, pero también debe hablarse de ella como el justificante de idioteces como las Cruzadas (tanto las de la edad media, como la reciente que se ha dado en Iraq) la inquisición y la matanza y persecución de "brujas" en Estados Unidos y otros países protestantes. La Biblia finalmente ha sido una espada de dos filos y desde un punto de vista académico, insisto, debe hacerse hincapié en este asunto.
Ahora, siempre en la interpretación de los textos académicos, juega un papel muy importante la subjetividad de quien lo hace. En el caso de las aulas, el rol del maestro en el desglose de los mismos es vital. Pero ¿quién garantiza que en este caso, los maestros serán objetivos y hablarán solamente desde un punto de vista crítico respecto a la Biblia? ¿Cómo puede asegurarse que las creencias personales de quienes enseñan, no influirán determinantemente en su catédra? ¿Puede alguien que cree en lo que la Biblia afirma, hablar de un libro eminentemente dogmático sin cuestionar a esos dogmas?.
El asunto es por demás interesante. Además me parece que, desde el punto de vista como está planteada la cuestión, no solamente la Biblia debería ser estudiada en aulas. En todo caso deberían analizar, desde un punto de vista crítico a otros escritos de religiones cuya influencia de alguna manera u otra comienzan a tener una importante influencia en occidente. El asunto es que también entrarían en juego muchas cuestiones personales y subjetivas de quienes se encarguen de dilucidar sobre El Corán o la Torá Judía.
En México estas cuestiones están más cerca de lo que parecen. Hace unas semanas La Jornada publicó una entrevista como el líder Nacional del PAN Manuel Espino, en la que éste aseguraba que de ganar Acción Nacional nuevamente las elecciones, el asunto de enseñar religión desde un punto de vista académico en escuelas públicas se sometería a revisión. Algunos pasos ya han comenzado a darse. La inclusión de la Guerra Cristera en libros de Texto, y el manejo de "héroes" que se les da a algunos de los católicos caídos en la misma es un ejemplo. Otro sería la inclusión de textos como el que ya se aplica en los Estados Unidos, pero en el caso mexicano desde un punto de vista eminentemente católico. Me temo que lo que seguiría sería una sucesión de cosas para finalmente llegar a tener una clase de catecismo en las aulas públicas.
Creo que es importante mencionar en las aulas de clase a la Biblia como un libro influyente en el pensamiento filosófico (e incluso político) de Occidente. El problema, es que en esta época de fundamentalismos en la que vivimos, esto solamente puede ser un pretexto para apuntalar más a los peligrosos extremismos religiosos que hoy permean por todo el planeta...
Así las cosas hoy martes...
PS1..ZAZ..ha comenzado el maratón de comida...
PS2...Café para todos...nos leemos pronto....

5 comentarios:

Kix dijo...

Entonces que también analicen el Popol Vuh o el Corán... chale, me parece increible que vayamos como los cangrejos. Me da mucho coraje esta situación...

control_zape dijo...

ya que estamos en ello no se olviden por favor del Pastafarianismo ni de la vida, pasión y obra del Monstruo Volador de Spaguetti.

David Moreno dijo...

Esa seria una buena idea Kika. En la preparatoria en la que estudié, el programa de estudios incluía al Popol Vuh....


ZAZ..yo también me haré parte de la secta Spaguettista...jajaja...suena rico ser de ella

Saludos a ambos..

Ernesto dijo...

¿Mencionar en las aulas de clase a La Biblia? Sería mejor leerla directamente, creo yo. La Biblia es muchas cosas, pero entre algunas de ellas tiene algunos de los ejemplos más hermosos de literatura, es un libro histórico del pueblo judío que nos habla de cosas incluso 2000 años anteriores a Cristo, y tiene algunas de las leyendas que han permeado el subconciente colectivo de nuestra cultura latina, hispana y mexicana. No veo ninguna desgracia en que un alumno de prepa o secundaria lea la Biblia, como lo quieres sugerir aquí, ni en que lean ningún otro libro de tanta calidad y antigüedad. El problema de nuestra subcultura es que no leemos absolutamente nada, y no sabemos de nuestras raíces culturales, llámense aztecas, purhépechas (en mi caso), mayas, hispanas, latinas, griegas, fenicias, árabes y judías. La lectura de la Biblia en algo ayudaría a mitigar esta terrible falta.

Anónimo dijo...

Yo creeo q tu programa de radio es un asco,jajaja, mas bien es fabuloso escuchar a yordi rosado en su programa q pex...!! Si por algo escribiste q yordi no aportaría nada en el libro "quiúbole" estás muy equivocado pues si no lo hiciera no estaría agotado el libro en todas las librerias,claro q estoy de acuerdo con q ni gaby ni yordi son perfectos pero al menos por lo q escuchado es un libro muy bueno y lleno de humor, pero es obvio q gaby escribe muy buenos libros y no hay duda q ella tiene experiencia para escribir un libro de esa forma... llevo 1 mes tratando de encontrar una librería q lo tenga, pero nada y no se porq mis amigas ya lo adquirieron.CHAO!