miércoles, mayo 25, 2005

De un juegazo...

Seven Readers: la tarde cae sobre la ciudad de Mérida. Llevo un rato mirando el partido de soccer del año: Liverpool VS Milán. Los italianos ganaban 3 - 0 al término del primer tiempo. Los ingleses, al inicio del segundo, les empatan en 15 minutos. Partidazo, ahora van en el minuto 11 del segundo tiempo extra. Todo huele a volado, o sea: a penales. No existe nada más injusto que la definición en penálties, sobre todo después de la batalla que ambos equipos han protagonizado. Ha sido una sesión de fútbol de primer mundo, de garra, de clase, de juego limpio. Sin jugadores que se tiran al suelo al primer contacto, o se la pasan reclamando cualquier desición arbitral. Impresionante juego. ¿Cómo ver el Tecos - América después de esto? El deporte es el mejor reflejo de la mentalidad y de la situación de un país. Las grandes potencias mundiales son también potencias culturales y deportivas. El mejor deporte se practica en esos países (aunque claro hay excepciones como Cuba, Brasil o Argentina en algunas disciplinas).
Nuestro deporte en cambio es un desastre. Federativos en constante pugna por el poder, deportistas sin mentalidad, poco preparados y exageradamente mimados (también hay excepciones, por supuesto) Pero si nuestro deporte es un desastre en términos generales, se debe a que nuestro país lo es también.
Penales....
Sergihno ...del Milán....falla...
Hammand.... del Liverpool...Gol...
Pirlo....Milán...falla...
Cisse....Liverpool....Gol.....
Thomasson...Milán...Gol...
Rissek...Liverpool...falla....
Kaká...Milán...Gol....
Smisser...Liverpool...Gol...
Schevchenko...Milán...falla....
.....Liverpool...es campeón de Europa....
El héroe el polaco Dudek, portero del Liverpool. Juegazo seven readers. Pocas veces un partido tan emotivo como el que acabo de ver. Otra vez el deporte como máxima expresión de espíritu humano. Una remontada espectacular, en final de Champions, por parte del Liverpool. Gerrard, capitán del equipo inglés abraza a los jugadores del equipo italiano. En su rostro hay reconocimiento al esfuerzo hecho por el rival. El legendario Maldini, recibe las medallas a los primeros perdedores, es decir, el equipo que ha quedado en segundo lugar. Los ingleses aguardan celebrando mientras uno a uno los jugadores del Milán reciben las medallas. Desfilan cabizbajos, tristes, cansados, derrotados. Son las eternas dos caras de la moneda. Rafa Benítez, técnico español del Liverpool permite que sus jugadores pasen primero a recibir sus medallas de triunfadores. La reciben y luego besan la famosa "orejona" la copa. El trofeo más importante del mundo en materia futbolistica ( a nivel de clubes por supuesto). Cisse le hace un baile especial a la copa. Xavi Velasco y Luis García, dos guerreros españoles enfudados en traje británico, reciben sus medallas. Ambos ondean una bandera española. Finalmente Gerrard levanta el preciado trofeo...momento indescriptible... acompañado de miles papeles de colores que surcan el terreno del estadio de Estambul Turquía en donde ha tenido lugar esta batalla deportiva. El cielo se ilumina de los infaltables fuegos pirotécnicos. La música del You'll never walk alone, el himno del Liverpool se escucha en todo el estadio, mientras los aficionados, esos que no reciben un sueldo y que dan la vida por los colores del equipo de sus amores cantan con lo que les queda de garganta. Del otro lado, los Tifosi lloran su derrota. Ha sido un partido inolvidable, fantástico.
Felicidad total. Evidentemente el deporte en general, y el futbol en particular, es "lo más importante de lo menos importante" y tal vez sea ocioso o ingenuo emocionarse en estos tiempos tan difíciles para el mundo y para el país con un simple partido de soccer. Pero, creo que cuando se juega con el corazón, con las entrañas, con honor y con nobleza; el deporte nos recuerda que todavía existen principios que van más allá de la violencia, de la desigualdad y de todo aquello que horroriza hoy al planeta. Y, que las hazañas son posibles aún en cuando todas las circunstancias apuntan hacía la derrota.
Brillante juego, seven readers....simplemente brillante. Mientras el sol quemante de la tarde muere sobre el cemento de las casas meridanas, el partido de hoy me ha dejado algo muy claro: todavía existen héroes, todavía existe esperanza, todavía podemos emocionarnos. Y ello redunda en algo que es aún más importante: todavía somos seres humanos.

8 comentarios:

Victoria Moon dijo...

Six readers de David y David: Voten por mi para Miss Bllguita. Me estoy quedando atras :(
http://victoriamoon.blogspot.com/2005/05/campaa.html

mariana82 dijo...

aqui no pasan futbol soccer!!!

buaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
snif snif

pero bueno, me agrada el rugby, el footy...

saludos y abrazos

Chopan dijo...

Eso es fútbol. Hoy en la tarde tuvimos la oportunidad de ver lo que es competir en el fútbol. Jugarse el todo por el todo. Fue uno de esos partidos que dan gusto verlos. Emotivo, sin duda alguna.
Aunque yo sigo clavado con lo que sucedió ayer. En el estadio Jalisco pude ser testigo de como un equipo saca el espíritu ante las "adversidades" y con un buen trabajo en equipo hace algo que pocas esperaban sucediera. Ayer me sentí orgulloso de mis Chivas a un nivel que no lo sentía desde hace tiempo. Donde, a pesar de iniciar un poco flojos, impusieron un ritmo de juego y supieron aguantar los peligrosos contraataques. Donde un novato como Vela, saca la casta y se hace notar y hace que deje de hacer comentarios negativos. Le gritaba que siguiera callándome.
Sublime, lo sucedido anoche en mi ciudad. Casi lloro de la emoción cuando cayó el gol del empate. Sentía que el corazón se me detendría de la emoción. Luego, en el segundo tiempo, vinieron los dos goles que mataron completamente al "Equipo de México".
Lo siento, mi estimado. Aquí tu reader se emociono platicándote lo que vivió ayer. Creo que debería escribir al respecto.
Saludos.

Casiopea dijo...

Claro que se refleja nuestra cultura en el deporte... en todo sentido...

A fin de ccuentas, no es absurdo que un atleta tenga que solventarse sus gsatos para una medalla de oro... y qué decir que los deportes pueden llegar a ser extremo elitistas en nuestro país... se vuelven un lujo.. y el soccer un circo que nos reglan al pueblo para acallar la incorformidad de la vida diaria de un país como el nuestro...

Entonces... qué decir del deporte en países como el nuestro...

Saludos

Mirabai dijo...

Pues yo no tuve chanza de ver el juego por mi trabajo..Pero que sé me hace que es más ameno leerlo escrito por ti que verlo??? :P

David Moreno dijo...

Victoria: hoy por la tarde voto...lo prometo...(aunque no tengo muy claro todavía como se vota) Votad por la Moon para Miss Bloguita, seven readers...;D

Mariana: que pena que no haya soccer...aunque supongo que hay otras cosas. Australia tiene gran tradición deportiva.

Chopas: Fantástico post...No pude ver el juego por que para nosotros es PPV desafortunadamente. Pero ojalá, espero, deseo...que le ganemos al Boca...Todos somos Chivas (bueno...casi todos...)

Casiopea: De acuerdo contigo.

Mirabai: jajaja gracias..no sé si sea más amena mi descripción. Tal vez si lo hubieses visto tu opinión sea otra, pero me has hecho sentir bien.

Abrazos para todos...

Sci dijo...

Qué emoción lo del Liverpool, cada una de las cosas que describiste si que fueron emocionantes verlas pero aún así estoy de acuerdo con mirabai, que buenísima descripción haz hecho.

Saludos ;)

David Moreno dijo...

Gracias...:)...son amables...