jueves, septiembre 08, 2011

De Loret, Laura G y la Doble Moral de Televisa...

Seven Readers!!...

Es cierto: Carlos Loret de Mola y Laura G pueden hacer con su vida privada lo que ellos quieran. Nadie puede juzgarlos, nadie tiene derecho a entrometerse en sus asuntos. Lo que ha hecho la revista TV Notas es una invasión a la privacidad y es generar escándalo a partir de una nota en la que se especula sobre un romance entre el conductor y su ex colaboradora. La publicación del corazón hace el tipo de periodismo que ha practicado siempre: un periodismo reprobable y enajenante que ha sido el sello distintivo del pasquín del corazón desde que comenzó a publicarse.
Nada justifica la intromisión de TV Notas en la vida de estos personajes. Podrán no ser de nuestro agrado, su actividad periodística puede parecernos incluso despreciable, pero - como cualquier otro ciudadano del país - tienen todo el derecho a la vida privada, a mantener los romances que quieran, a moverse libremente por cualquier parte, a entrar a las cabañas o moteles de La Marquesa sin ser molestados por ello y sin que nosotros tengamos que enterarnos. 
Dicho todo lo anterior, creo que el asunto de Loret - Laura G; va más allá de la mera intromisión en la vida privada de dos figuras públicas. Creo que con el escándalo ha quedado de nuevo en evidencia la doble moral que se practica en los medios de comunicación nacionales, pero particularmente en Televisa.



Televisa orquestó inmediatamente la defensa de uno de sus conductores estrella, pues no puede permitirse que el escándalo genere dudas en la credibilidad del periodista yucateco. Desde Chapultepec 18 comenzó una estrategia para reparar los daños en los que se cuestionó el trabajo hecho periodístico hecho por TV Notas, pero sobre todo cuestionaron con gran violencia a medios de comunicación serios que recogieron la información centrando sobre todo sus baterías en el periódico REFORMA, medio con el que Televisa mantiene desde algunos meses una disputa de carácter editorial y comercial. 
Ayer en Tercer Grado los participantes de la mesa se solidarizaron con Loret en el asunto y prácticamente crucificaron al REFORMA por haber retomado la información de TV Notas. Hoy mismo en Milenio, Ciro Gómez Leyva la emprende de nuevo contra el periódico capitalino en una columna cargada de virulencia verbal. 
Es evidente que a Televisa le preocupa la solvencia moral de su conductor, particularmente cuando éste es hoy parte del proyecto Iniciativa México, (como lo ha sido del Teletón) un proyecto que necesita que todos aquellos que estén involucrados en el mismo tengan - en teoría - una conducta intachable en los planos moral y profesional. 
El problema es que - de nuevo - Televisa condena a un tipo de periodismo que ellos mismos se han encargado de fomentar, un periodismo cuyo crecimiento solamente puede explicarse gracias a la existencia de programas como "Hoy", "Ellas con las Estrellas" o cualquiera de sus portales de internet y revistas del corazón, para darse cuenta de que ellos no tienen ningún tipo de empacho en publicar notas que hablen sobre la vida privada de cualquier tipo de personaje público. El portal de Televisa Espectáculos es una muestra de esto. Tienen ahora entre otras notas con los siguiente títulos: "Tiembla la Relación de Brad y Angelina" o "Sandra Bullock desmiente relación con Ryan Reynolds". Por supuesto está la revista TvyNovelas en cuyo portal de Internet pueden encontrarse joyas como "Ninel Conde Visita un Terapeuta, Pero Niega Problemas con su Marido", o "Aleida Nuñez Bailando en pleno show con Coque Muñiz, ¡Le causó una Erección!" . La misma Laura G, habló infinidad de veces en su sección de "espectáculos en Primero Noticias de divorcios, rupturas, separaciones y supuestas infidelidades. Hasta en Iniciativa México Televisa ha incluido como "jurado" a una de las máximas representantes de la prensa rosa en México: Maxine Woodside.
Con estos - y muchísimos otros - antecedentes, ¿cómo pretende Televisa ahora venir a dar lecciones de ética periodística?, ¿en cuántos programas y publicaciones no se han metido ellos en la vida privada de las personas con tal de vender ejemplares y generar rating?. La verdadera nota en todo el asunto de Loret, no reside en el hecho de si tiene o no un romance con Laura G, sino en cómo se maneja el periodismo en México: con una aberrante doble moral. 
Este caso ha dejado claro que lo que menos importa es la defensa del derecho a la privacidad, sino la defensa de los puntos de rating o del número de ejemplares vendidos. Eso lo que verdaderamente le importa a Televisa. Es de nuevo el poder del dinero, imponiéndose al interés en las personas. Porque a todo esto ¿Y a Laura G, quién la defiende? Todo se ha centrado en Loret porque su figura es la que realmente importa en términos de credibilidad. La conductora de "espectáculos" es un elemento desechable, no así el periodista quien en un futuro será seguramente la carta fuerte de noticieros Televisa. Él es la inversión a la que hay que defender, cuidar, pasando sobre quien sea y sin importar que lo que Televisa y sus "periodistas" le señalan a otros medios, sea una práctica común en los suyos; práctica que por supuesto solo es aceptable siempre y cuando no toque a alguien con intereses tan particulares como los que giran alrededor de Carlos Loret de Mola.

Así las cosas hoy jueves...

Salud pues.......

4 comentarios:

YEYE dijo...

POS AL FINAL DEL DIA NADA ESTA OCULTO BAJO EL SOL, Y TOTAL SI SON O NO, A MI EN LO PERSONAL NO ME QUITAN EL SUEÑO, LAS COSAS COMO SON UNA COSA ES SU TRABAJO Y OTRA SU VIDA "PRIVADA" O NO?

Raúl H. Pérez Navarrete dijo...

Hola, buen texto, pienso igual: se trata de doble moral.

Saludos, David.

Esteban Benítez dijo...

David tienes toda la razón, la doble moral de Televisa raya en el cinismo...

MissPennyL dijo...

Lo mejor son los comentarios sobre esa nota en el diario de Yucatán ya los leíste? terror total. Y como siempre súper acertado tu post.
Saludos!