miércoles, diciembre 17, 2008

De depresiones navideñas, una fallida movie y la número 12....

Mis estimados Seven Readers!!......


Parece que el fin de año viene bastante ajetreado. Esto de hacer televisión está resultando en algo entretenido y divertido, pero muy demandante, lo cierto es que me está alegrando en materia laboral. Me considero afortunado en ese sentido especialmente por las condiciones en las que el país se encuentra, esto de tener empleo comienza a ser todo un lujo.
Yo no sé, pero a diferencia de otros años veo que todo este asunto del fiestas navideñas en general ha dejado de emocionar a la gente como en otras ocasiones. La crisis ha golpeado tanto, que mientras que en años anteriores las calles de la ciudad estaban llenas de casas adornadas con foquitos multicolores, éste año la iluminación ha disminuido. Eso me parece es un buen reflejo del ánimo de la gente. En términos generales: nuestra sociedad está deprimida.
El desencanto parece ser mayúsculo. Nuestro 2008 será recordado como uno de los años más complicados: Demasiada violencia, una crisis económica imparable y un sentimiento absoluto de incertidumbre acerca del futuro. La gente siente los nubarrones negros cernirse sobre sus cabezas y lo que viene parece ser aún más complicado que lo que hemos pasado este año.
Las ganas de celebrar parecen ser muy pocas y por ende esta celebración navideña huele más a depresión que una deliciosa cena.

Y la tierra se detuvo…

En The Day The Earth Stood Still de 1951, un extraterrestre de nombre Klaatu aterriza en el centro de Washington junto a su robot Gort. La tierra acaba de vivir la peor matanza de su historia: la segunda guerra mundial. Klaatu trae un mensaje de advetencia: la raza humana será destruida por que su arsenal nuclear representa una amenaza para la armonía del universo. La película funcionaba perfectamente por que reflejaba una de las preocupaciones de la época: las funestas consecuencias del desarrollo tecnológico. La tecnología, que antes se presentaba como la esperanza para resolver a todos los problemas de la humanidad, ahora representaba la posibilidad de su destrucción. Era una típica película de la Guerra fría, que aprovechaba al máximo las posibilidades de reflexión de la ciencia ficción.



El remake de 2008 es todo lo contrario. Una película que nunca termina por definirse y que se pierde en un rollo new age. La amenaza no está representa por un ente tangible como la tecnología, sino por los lados oscuros del ser humano, vamos nuestra amenaza en contra del universo se resume a un asunto de Ying vs. Yang. Y la película se pierde. El espectador no puede identificarse plenamente con la razón por la cual Klaatu y su robot tienen la encomienda de destruir a la humanidad.
Y el filme no funciona. Se trata de dos horas en las que nunca se llega a crear una tensión dramática, sino que todo se pierde en episodios llenos de efectos especiales y de tonos grisáceos que resultan demasiado obvios: tratan de generar la idea de un ambiente depresivo.
No hay mucho más que decir. Cualquier filme protagonizado por Keanu Reeves ya de por si resulta sospechoso, aquí cualquier tipo de sospecha se confirma: es un filme mediocre y que destroza un premisa una de las premisas más interesantes de la historia del cine.




Y la número 12 es…

June de Spock’s Beard

Existen canciones que son grandes por naturaleza. Canciones que después de ser escuchadas generarán un cambio importante en nuestro gusto musical, y por ende en una parte – para algunos – vital de nuestra existencia. June es una de esas canciones. Mientras el tema avanza uno poco a poco va desarrollando la sensación de que algo en el interior se va moviendo y transformando. 
E insisto June es UNA de esas canciones. Balada poderosa, fuerte y  llena de excelentes armonías vocales. Su lírica  habla de la vida en el camino…de esa vida que de alguna manera u otra todos aspiramos a tener….

Damas y caballeros, aquí la tienen….número 12 en el top 25 personal, June de Spock’s Beard...




La mejor línea…

Then the sun came up on a sleepy day

And never went down at night....


Así las cosas hoy miércoles…

Sald pues……

4 comentarios:

marichuy dijo...

David

Creo que ya casi es un cliché, pero la navidad no es precisamente mi época favorita. Grinch de San Valentín y Grinch de la navidad; qué lo voy a hacer.

No obstante, sea o no sea navidad, te deseo mucha suerte en tu nuevo empleo

Ego sum qui sum dijo...

Yo me volví grinch de la navidad el mismo día que me volví adulto. Cuando era niño la disfrutaba mucho y espero que para mi hijo sea también una época de alegría.

"El día..." es una de las mejores pelis de Sci-FI. Ya me las olía que el remake sería malo.

Saludos y felices fiestas.

tOnYtO dijo...

Algo bueno de los remakes es que ponen a flote joyitas cinematográficas del pasado. Sobre la navidá... ¿Que puede decir uno con lo que ya dijiste? Resumiste bien parte del diciembre mexicano en el 2008.

Buen blog.

AndreaLP dijo...

Pues yo disfruto mucho de ésta época porque me reúno con la familia más seguido y además me encanta ver los ojitos emocionados de los más peques así que te deseo tengas una cálida y agradable navidad y espero que el 2009 sea un año mucho mejor para todos.

Felicidades por tu empleo, eso sí debe celebrarse!

Y de la película, no sé porque K. Reeves no me convence así que creo que no la vería aún sin tu des-recomendación.

Un abrazo.