martes, abril 19, 2005

De Benedicto XVI...

El presidente estadounidense, George W. Bush, felicitó hoy al nuevo Papa Benedicto XVI, al que describe como ''un hombre de gran sabiduría y conocimiento''.
Bush, en unas breves declaraciones en la Casa Blanca, dijo que Joseph Ratzinger, que asumirá como Benedicto XVI, ''es un hombre que sirve al Señor'.
''Recordamos su sermón en el funeral del Papa (Juan Pablo II) en Roma, como sus palabras llegaron a nuestros corazones y a los de millones de Personas
".
Pues ahí está. El hombre que durante su juventud fue militante de las juventudes hitlerianas y que peleó con el ejército nazi en la segunda guerra mundial, es hoy Benedicto XVI. Claro, lo anterior no ha sido reportado por la televisión mexicana en ningún momento (y es muy difícil que lo hagan) pues su pasado es completamente contrario al de su antecesor Juan Pablo II: mientras Ratzinger (según él por que no tenía alternativa) formaba parte de las tropas del tercer Reich, Karol Wotjyla organizaba obras antinazis en Polonia. Claro, esto no será mencionado, pues todo el mundo en los medios electrónicos mexicanos está utilizando la palabra "continuidad" En cierta medida tienen razón. A pesar de sus pasados completamente diferentes, Ratzinger y Wotjyla representan a la parte más radical y conservadora de la Iglesia Católica. Ratzinger es aún, tal vez por su pasado hitleriano, más extremista que Juan Pablo II. Conocido en el Vaticano como "el Rotweiller de Dios" Ratzinger es un hombre que siempre ha mostrado firmeza en las posturas más radicales de la Iglesia, y se ha mostrado inflexible en temas como el control de la natalidad, el celibato o el sacerdocio femenino. No solamente será un continuista en las posturas de Wotjyla, sino que seguramente en su pontificado buscará afianzarlas. He ahí, una explicación de su elección. Tal vez los Cardenales lanzan un mensaje el mundo: este será un papado de consolidación. Esperen un crecimiento de órdenes religiosas hiper conservadoras y deseosas de poder como el Opus Dei o los Legionarios de Cristo. Esperen también un papado inflexible en posturas como el aborto, la anticoncepción de emergencia y la homosexualidad. Esperen igual a un aliado del gobierno norteamericano.

Ratzinger no es una buena noticia para la Iglesia Católica. Una institución que pretende entrar a la modernidad con un Papa que no se distingue por ser precisamente del ala moderna de la Iglesia. Es un mensaje contradictorio, pero en cierta forma concordante con los tiempos de neoliberalismo que rondan por todo el mundo.

Ratzinger también tiene un enorme handicap en contra: su falta de carisma. Es un tipo que debe aprender el manejo mediático que tenía su predecesor. Va ser difícil para la televisión del mundo retratar su imagen y sobre todo venderla. Todo ello se verá hasta sus primeros actos públicos.

En fin...el cónclave ha terminado y la Iglesia Católica tiene un nuevo Papa. Para los no católicos, tal vez nos esperen tiempos de mayor intolerancia que los que vivimos bajo papado de Juan Pablo II. Pensándolo bien, Ratzinger no es buena noticia para nadie.

3 comentarios:

Rafas dijo...

No manches, lo que me imaginaba, el papa nego ya llegó como lo dicen las profecías.

http://mandarinota.blogspot.com/2005/04/nuevo-papa.html

Victoria Moon dijo...

Toda la gente anda muy feliz festejando lo del nuevo papa, pero no se por que yo me siento medio preocupada. Eso de que sea un hombre "conservador" ,como le dicen en los medios, no me late.
Por cierto, maldito sseñor Azuela. Nada mas quisiera saber en donde quedo la justicia de la Suprema Corte.
Saludos!

David Moreno dijo...

jeje...no creo mucho en las profecías, mi buen Rafotas...Creo Que Ratzinger es un Papa oscuro...pero de ahí a negro, quien sabe.
Estoy de acuerdo contigo Victoria, no hay justicia, ni en la suprema Corte...
Un abrazo.