domingo, mayo 10, 2009

De Signs...

Seven Readers!!...

Contar una historia en corto es realmente complejo. Uno tiene que condensar en tan solo unos minutos de pietaje todos los elementos que comprenden a la narración: presentación, desarrollo, clímax y desenlace. Lograrlo en 5 o 10 minutos no es fácil y normalmente lo que se busca es golpear al espectador en los sentidos y dejarle una impresión hasta cierto punto pasajera. 
Pero siempre hay excepciones. Cortos que logran generar una empatía importante entre lo que se representa en pantalla y que dejan en el espectador una sensación que va más allá de lo pasajero, que logra mover las entrañas de quien le mira para generar una emoción que perdura por mucho tiempo. Signs de Patrick Hughes es uno de esos cortos.
El trabajo tiene un gran manejo de los recursos básicos del cine, pero sobre todo tiene la gran virtud de generar una reflexión sobre las diversas maneras que tenemos de utilizar a nuestra capacidad de comunicarnos visualmente. Es ante todo una reflexión sobre el poder de la imagen, de la lectura y del lenguaje visual. Al mismo tiempo es una interesante mirada al mundo de la comunicación en nuestro tiempo, a los recursos que hemos tenido que utilizar para poder mantener nuestras relaciones sociales en estos caóticos y complicados tiempos. 
Y por supuesto es una historia de amor contada en tan solo 12 minutos. Y contada de una manera simple, dejando que sean actores, atmósfera y guión, quienes nos sumerjan en la vida de dos personajes perdidos en esas modernas selvas de concreto en las que vivimos todos los días.
Seven Readers...disfruten de esta sencilla maravilla. Esto es Signs de Patrick Hughes...





Por último: si bien creo que el corto reflexiona sobre nuestra capacidad para comunicarnos, también lo hace sobre la soledad y nuestra necesidad de relacionarnos en un plano más íntimo con alguna persona en especial. Y sobre todo, es la muestra de que quizá seamos más en el planeta, pero es la soledad la que parece estar reinando en nuestras sociedades y ello, quizá produzca seres humanos más egoistas e infelices, atrapados en oficinas impersonales y fingiendo que el éxito recae en lo económico. Pero, al mismo tiempo Signs nos recuerda que existe una esperanza. Y ella reside en esa capacidad que tenemos los seres humanos y que nos hace especiales y diferentes a cualquier otra especie que habita en el planeta: en nuestra capacidad de utilizar el lenguaje en cualquier de sus formas. Aquí se hace un redescubrimiento del poder de las palabras, del poder de transformación que tiene el lenguaje escrito y las imágenes que de él se generan.
Genialidad pura....

Así las cosas hoy domingo...

Salud pues......

4 comentarios:

Kix dijo...

Ah cool! Lo veré en mi casa cuando llegue!

Kix dijo...

Me encantó, me encantó me encantóoo!!

Ay soy una cursi de clóset!!!!

Latamoderna dijo...

voy a llorar...

:D

Sweeet!

Roberto dijo...

Que buen manejo del lenguaje cinematográfico, las imágenes y la música, junto con las actuaciones nos dicen todo, no hacen falta palabras.